DebatiendoCuba
Buscas debates, al duro y sin guante? llegaste al lugar adecuado...te invito a inscribirte..

La Cuba revolucionaria ahora le pone trampas de arena a la burguesía / EL SUCIOLISMO EN TODO SU ESPLENDOR...

Ir abajo

La Cuba revolucionaria ahora le pone trampas de arena a la burguesía / EL SUCIOLISMO EN TODO SU ESPLENDOR... Empty La Cuba revolucionaria ahora le pone trampas de arena a la burguesía / EL SUCIOLISMO EN TODO SU ESPLENDOR...

Mensaje por Azali el Vie Mayo 27, 2011 7:55 pm

La Cuba revolucionaria ahora le pone trampas de arena a la burguesía


May 26, 2011


La Cuba revolucionaria ahora le pone trampas de arena a la burguesía / EL SUCIOLISMO EN TODO SU ESPLENDOR... CUBA-popup-500x333
Por Randal C. Archibold, The New York Times, 24 de mayo de 2011.
CIUDAD DE MÉXICO-Una de las primeras medidas de Fidel Castro tras tomar el poder fue deshacerse de los campos de golf en Cuba, un intento por acabar con un deporte que él y otros revolucionarios socialistas veían como el epítome de los excesos burgueses.
Ahora, 50 años después, urbanizadores extranjeros dicen que el gobierno cubano ha dado un giro casi de 180 grados, al otorgar en las últimas semanas su aprobación preliminar para cuatro grandes y suntuarios complejos de golf en la isla, los primeros de una esperada ola de de más de una docena, con los que el gobierno prevé atraer turistas manirrotos a una nación urgida de divisas.
Los cuatro proyectos iniciales totalizan más de 1,500 millones de dólares, y la mitad de las ganancias será para el gobierno. Los planes incluyen residencias que se permitirá comprar a los extranjeros, una rara oportunidad de parte de un gobierno que prácticamente prohibió toda propiedad privada en su empuje por instaurar la igualdad social.
Castro y su compañero de armas, el Che Guevara, quien trabajó como caddie en su juventud en la Argentina, fueron fotografiados décadas atrás golpeando pelotas en traje de campaña, en lo que algunos han interpretado un intento de burlarse del deporte o del presidente de los Estados Unidos en los primeros tiempos de la Revolución, Dwight D. Eisenhower —un amante del golf—, o ambas cosas.
El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, quien mantiene estrechos vínculos con Cuba, ha fustigado en los últimos años el pasatiempo, preguntándose por qué, a la vista de los barrios marginales y la escasez de viviendas, deberían multiplicarse sobre tierras valiosas las canchas de golf “sólo para que algún pequeño grupo de burgueses y pequeño-burgueses puedan ir a jugar”.
Pero el deterioro de la economía cubana y el alza de la popularidad de este deporte, sobre todo entre los viajeros más solventes, que esperan poder llevar sus palos de golf a donde quiera que van, han suavizado la posición del gobierno, dicen los los inversionistas.
Las autoridades cubanas no respondieron a nuestra solicitud de comentarios, pero Manuel Marrero, ministro de Turismo, dijo este mes en una conferencia en Europa que el gobierno prevé dar luz verde a empresas mixtas para construir en un futuro próximo 16 complejos de golf.
En los últimos tres años, el único campo cubano de 18 hoyos, una propiedad del gobierno en la zona turística de Varadero, ha organizado incluso un torneo. Según sus promotores, hace mucho que el golf dejó de ser un juego para ricos.
“Nos han dicho que este negocio es la máxima prioridad en materia de inversión extranjera,” señala Graham Cooke, un arquitecto canadiense de campos de golf encargado de diiseñar para un consorcio de tribus indias de Canadá un proyecto valorado en 410 millones de dólares en la playa de Guardalavaca, a unos 500 kilómetros de La Habana por la costa norte. La compañía, Standing Feather International, dice que a finales de abril firmó un memorando de entendimiento con el gobierno cubano, y que en septiembre será la primera en roturar los terrenos.
Andrew Macdonald, director ejecutivo del Grupo Esencia, con sede en Londres, que ayuda a patrocinar el torneo de golf en Cuba y planea un club campestre de 300 millones de dólares en Varadero, dice: “Este es un giro fundamental en dirección a tener un sector turístico más ecléctico”.
Se espera que entre los otros proyectos figure al menos uno de los tres propuestos por Leisure Canada, una empresa con sede en Vancouver que recientemente anunció un acuerdo de licencias con la rama canadiense de la Asociación de Golfistas Profesionales para los resorts que planea construir en Cuba, y para uno diseñado por la firma londinense Foster & Partners.
Los proyectos están destinados principalmente a turistas canadienses, europeos y asiáticos; a los americanos, en el marco del embargo comercial de tiempos de la Guerra Fría, no se les permite gastar dinero en la isla a menos que tengan una licencia del Departamento del Tesoro.
Los urbanistas que trabajan en los nuevos proyectos creen que Cuba contaba con cerca de una docena de campos de golf antes de la revolución, algunos de los cuales fueron conviertidos en bases militares. Durante alños el gobierno de Cuba y los inversores extranjeros han estado hablando de construir nuevos campos de golf, pero las propuestas frecuentemente tropezaban con los ideales revolucionarios y la burocracia.
Sin embargo, varios cambios de política adoptados por el congreso del Partido Comunista en abril, parecen haber ayudado a allanar el camino, entre ellos una cláusula específica que menciona al golf y las marinas como activos importantes para el desarrollo del turismo y para rescatar la atribulada economía.
El gobierno cubano revisó su oferta corriente de sol y salsa en la playa y se dio cuenta de que no iba a ser sostenible “, dice Chris Nicholas, director ejecutivo de Standing Feather, quien ha negociado durante ocho años con la empresa estatal cubana de turismo. “Ellos necesitaban ofertar más facetas turísticas y decidieron que el golf era una excelente idea”.
Los planificadores sugirieron que incluir residencias en los complejos era importante para hacerlos más atractivos a turistas e inversores, y para incrementar las ganancias.
No obstante, John Kavulich, asesor principal del Consejo Económico y Comercial Estados Unidos-Cuba, advierte que el gobierno de la isla tiene un historial de dar marcha atrás a supuestos grandes pasos hacia la libre empresa, y podría estar debatiéndose ante el dilema de tener que explicar cómo estos lujosos complejos podrían coexistir con las viviendas generalmente en ruinas donde viven en Cuba todos los demás.
“¿Permitirá el gobierno a los cubanos hacerse miembros, les permitirá jugar?”, dice Kavulich. “¿Cómo se resolverá eso? Permitirle a alguien que trabaje allí y que prospere es para el gobierno como meterse en un barranco estrecho y profundo”.
Pero Macdonald afirma que las cuestiones políticas ya no son tan importantes, considerando que el gobierno cubano ya había aceptado varios complejos playeros cerca de La Habana que suelen atraer a vacacionistas extranjeros de clase media.
“No es un problema para ellos”, comenta. “Les importa el turismo, la gente que viene a visitar el país.”
Si los proyectos se construyen según lo previsto, los turistas no sólo disfrutarán de nuevas y fabulosas canchas de golf y la oportunidad de tener una segunda casa en Cuba, sino de centros comerciales, spas y otros privilegios suntuarios. Standing Feather, que llama a su complejo Estancias de Golf Loma Linda, promete 1.200 villas, bungalows, residencias tipo dúplex y apartamentos, que se construirán sobre 520 hectáreas situadas entre las montañas y la playa.
Se espera que las residencias se coticen en unos 600.000 dólares, mientras que cada una de las las 170 habitaciones del hotel que incluirá el complejo se ofertarían por alrededor de 200 dólares la noche, un fuerte contraste en una nación donde el salarios medio es de 20 dólares mensuales.
Standing Feather adelanta que para imprimirle un sentido de comunidad y ofrecer las comodidades que su clientela tiene en casa, el complejo incluirá su propio centro comercial, en el que se venderán productos norteamericanos, aprovechando un relajamiento de las regulaciones aduaneras.
“Es en la provincia de Holguín”, acota Cooke, el arquitecto de campos de golf , “en la misma zona de donde son los Castro”.

Traducción: Rolando Cartaya
Foto: Librado Romero/NYTimes.

_________________
La Cuba revolucionaria ahora le pone trampas de arena a la burguesía / EL SUCIOLISMO EN TODO SU ESPLENDOR... Cdba10
Azali
Azali
Admin

Cantidad de envíos : 50059
Fecha de inscripción : 27/10/2008

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.